Turismo Madrid

Cenicientos. Vista desde Peña Cenicientos © Comunidad de Madrid

CENICIENTOS

Su nombre podría proceder del color ceniza propio de las rocas de la zona. Es curiosa la Piedra Escrita, un monumento megalítico del siglo III ó IV en el que se aprecian tres figuras humanas. ¡Disfruta de actividades al aire libre!

El paisaje del municipio es accidentado y se caracteriza por encontrarse a los pies de la Sierra de Cenicientos. Desde las zonas más elevadas se tienen fabulosas vistas panorámicas del entorno. Además, quien lo desee puede hacer actividades como, por ejemplo, senderismo y rutas en bicicleta.

Las principales muestras del patrimonio artístico de Cenicientos son la Iglesia de San Esteban Protomártir, la Ermita de Nuestra Señora del Roble y la Piedra Escrita. La Iglesia, construida con sillares entre los siglos XV y XVI, presenta un cuerpo rectangular en el que se adosan una cabecera poligonal y una torre cuadrada. La nave se divide transversalmente por cuatro arcos diafragmáticos en ojiva que se corresponden con los contrafuertes del exterior, algo que no es frecuente en otras iglesias de la Comunidad de Madrid. Dentro de las construcciones religiosas, en Cenicientos también se encuentra la Ermita de Nuestra Señora del Roble, del siglo XV y con reformas en el siglo XX.

La Piedra Escrita es un monumento megalítico –del siglo III ó IV- formado por una roca de granito de aproximadamente siete metros de altura y nueve de circunferencia. En una de sus caras muestra una hornacina en la que se aprecian tres figuras humanas.

 

Más información: Cenicientos